Noticias

La FSFE impulsa el cambio en el proyecto de respiradores mecánicos de emergencia por una licencia de Software Libre

Publicado:
Redactado por Nico Rikken

Tras un toque de atención respetuoso de la FSFE, la iniciativa holandesa OpenAIR ha proporcionado licencias sobre su material para apoyar la reutilización.

En los Países Bajos, una iniciativa ha empezado a hacer frente al COVID-19 mediante el desarrollo de un aparato para respiración artificial fácil de producir, cuyos componentes podrían ser obtenidos principalmente de forma local: OperationAIR. Este proyecto lo comenzaron el 16 de marzo el profesor Harlaar y los estudiantes del Departamento de Ingeniería Biomecánica de la Universidad Técnica de Delft, con el fin de garantizar una cantidad suficiente de respiradores para tratar a los pacientes con COVID-19. El equipo pretendía que su diseño estuviera públicamente disponible para su reutilización. Para adherirse a los principios de Ciencia Abierta, toda la documentación, diseño técnico y código fuente fue publicado de manera coherente en su sitio web.

Ventilator hardware overview
Reproducción del respirador OperationAIR. CC-BY-4.0 International OperationAIR

El equipo holandés de la FSFE se dió cuenta, sin embargo, que el proyecto tal como se había publicado no era reutilizable. Carecía de licencia y contenía una cláusula de exención de responsabilidad que prohibía el uso comercial. La FSFE se puso en contacto con el equipo para hacerles saber que la publicación no cumplía con sus intenciones.El equipo estuvo de acuerdo y después de una reunión con sus abogados decidieron cambiar la cláusula de exención de responsabilidad, poner una licencia internacional CC-BY 4.0 en todos los documentos, y proporcionar el software bajo una licencia de Software Libre (licencia Apache 2.0).

La FSFE aplaude al equipo de OpenAIR por adherirse a los principios del Software Libre y la Ciencia Abierta y por ayudar en la crisis de COVID-19. Esperamos que más gente siga este ejemplo para liberar soluciones contra COVID-19 bajo una Licencia de Software Libre para su reutilización, declaró Nico Rikken, coordinador holandés de la FSFE.

Discuss this